Necesitamos experimentar el perdón de Dios en las familias.

Todos los padres de familia de los niños y niñas, que están en la catequesis de primera comunión, participan una vez al mes en cursos y sesiones de formación. Esta vez tocó, que las familias puedan comprender la importancia del perdón que Dios nos ofrece desde los primeros libros hasta la misma experiencia de Jesús.

La noche de esta martes 4 de septiembre el P. Miguel Córdova, vicario de la parroquia San Martin de Porres y consejero familiar, se reunió con los padres de familia de los niños de la primera comunión, al cual asistieron con mucha puntualidad. Hubo buena participación y por lo menos vinieron para comprender sobre la importancia de vivir el perdón también en las familias.

La charla ofrecida sobre el perdón era como ayudar a las familias persona para experimentar también el perdón en la familia. Su Punto de partida fue la palabra de Dios expresada en el antiguo testamento. Jenny Barbery, responsable de la Catequesis decía, como el padre les hizo un paseo por el antiguo testamento: “En un principio Dios creo al hombre y le dio el soplo de la vida, luego creo a Eva desde la costilla del hombre, esa unión o complemento es semejanza de Dios, había un vínculo de Amor y había una sola regla para obedecer a Dios, el de no comer la manzana prohibida. Pero por engañó del enemigo la mujer comió engañado por la serpiente y este hizo que coma también Adán. Entonces Pecaron y se sintieron avergonzados por lo que se escondieron por los matorrales, es ahí cuando Dios los busca a ellos”. Por esa razón es que Dios se acedrcó mas al hombre para curar su herida, para sanar su dolor. Barbery decía: “Así el hombre pecó por desobediencia, pero Dios por amor al hombre planeo su salvación, este plan implicaba que el hijo venga a la tierra a redimir los pecados del hombre y salvarlos de la muerte ya que la paga del pecado es la muerte”.     

El Tema del pecado estaba más ligado a como Dios fue manifestando su poder misericordioso su cercanía al mismo hombre. Es asi que pasando por los profetas llegando hasta Juan el Bautista y experimentando a Jesús que es la mayor expresión del Perdón de Dios. Logró cautivar a los padres para vivir la fe, pero disfrutando del perdón de Dios.

Terminó la charla invitando a mirar a Jesús, que se acerca a la gente desde la caridad y perdón. No quiere ver el mal y el pecado, solo quiere ver la misericordia. Jesús encarna el amor de Dios, desde su amor se acerca a los otros misericordiosamente. 

La parroquia San Martín de Porres tiene 19 grupos de catequesis, reuniendo semanalmente a unos 480 niños venidos de todos los barrios que tiene la parroquia. Actualmente la catequesis de primera comunión cuenta con 32 catequistas, varios de ellos con mucha experiencia, pero también otros en proceso de formación. Cada fin de semana los jóvenes reúnen a los niños para la catequesis. Tratan de compartir su fe desde la vida y experimentando juntos al Dios de la vida. Todo el programa está integrado al plan del arquidiócesis. De hecho, la catequesis de primera comunión es de dos años y los padres cada mes se reúnen una vez al mes, para recibir un curso de formación que es complementación a la catequesis que reciben sus hijos.

Deja un Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

cuatro + dieciseis =